La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

 

                                                        Picar sobre la foto para ir a la entrevista

 

Eduardo Germán María Hughes Galeano (Montevideo3 de septiembre de 1940-ibidem13 de abril de 2015), fue un periodista y escritor uruguayo, considerado uno de los escritores más influyentes de la izquierda latinoamericana.

Sus libros más conocidos, Las venas abiertas de América Latina (1971) y Memoria del fuego (1986), han sido traducidos a veinte idiomas. Sus trabajos trascienden géneros ortodoxos y combinan documentalficciónperiodismo, análisis político e historia.


Nació en Montevideo, Uruguay, en el seno de una familia de clase alta y católica. Su padre fue Eduardo Hughes Roosen y su madre, Licia Esther Galeano Muñoz, de quien tomó el apellido para su nombre artístico. En su juventud trabajó como obrero de fábrica, dibujante, pintor, mensajero, mecanógrafo y cajero de banco, entre otros oficios.​ A los 14 años vendió su primera caricatura política al semanario El Sol, del Partido Socialista.


 
Eduardo Galeano comenzó su carrera periodística a inicios de 1960 como jefe de redaccíón de Marcha, un semanario influyente fundado por Carlos Quijano, a quien consideraba su "padre periodístico" y que tuvo como colaboradores a Mario Vargas LlosaMario BenedettiAdolfo Gilly, Manuel Maldonado, los hermanos Denis y Roberto Fernández Retamar. En 1964 dirige, durante dos años, el diario de izquierda independiente Época.

Contrajo matrimonio tres veces: la primera, con Silvia Brando, con quien tuvo una hija, Verónica Hughes Brando; luego, con Graciela Berro Rovira, con quien tuvo dos hijos: Florencia y Claudio Hughes Berro; finalmente, con Helena Villagra que sería su esposa durante 40 años y a cuya hija, Mariana, la "Pulga" de sus libros, asume como propia.

Durante sus estudios con una beca en París, supo que Juan Domingo Perón había dicho: «Si ese muchacho anda por acá, me gustaría verlo». Galeano aprovechó un viaje para llamar al teléfono que le habían dado, aun cuando no terminaba de creer que fuese cierto. Sin embargo, era cierto y Perón lo recibió con los brazos abiertos. Tuvo una larga charla con el expresidente argentino en el exilio, durante la cual le preguntó por qué no emitía señales más a menudo:«Perón me contestó: "El prestigio de Dios está en que se hace ver muy poco"».

En el golpe de Estado del 27 de junio de 1973, Galeano fue encarcelado y obligado a abandonar Uruguay. Su libro Las venas abiertas de América Latina fue censurado por las dictaduras militares de Uruguay, Argentina y Chile. Se fue a vivir a Argentina, donde fundó la revista cultural Crisis.

En 1976, se casó por tercera vez. Voló a España, donde escribió su famosa trilogía: Memoria del fuego (un repaso por la historia de Latinoamérica), en 1984, considerada su obra mayor.

A inicios de 1985, retornó a Montevideo. En octubre de ese año, junto a Mario BenedettiHugo Alfaro y otros periodistas y escritores que habían pertenecido al semanario Marcha, fundó el semanario Brecha, de cuyo Consejo Asesor continuó siendo integrante hasta su muerte.

Entre 1987 y 1989, integró la "Comisión Nacional Pro Referéndum", constituida para revocar la Ley de Caducidad de la Pretensión Punitiva del Estado, promulgada en diciembre de 1986 para impedir el juzgamiento de los crímenes cometidos durante la dictadura militar en su país (1973-1985).

En 2010, el Semanario Brecha instituyó el Premio Memoria del Fuego, que está previsto que Galeano entregue anualmente a un creador que a sus valores artísticos sume el compromiso social y con los derechos humanos. El primer galardonado fue el cantautor español Joan Manuel Serrat, quien recibió el 16 de diciembre de 2010, en el Teatro Solís de Montevideo, la estatuilla diseñada por el escultor Octavio Podestá. El segundo galardonado con el premio fue Manuel Martínez Carril, renombrado crítico cinematográfico y director histórico de la Cinemateca Uruguaya, el mayor archivo fílmico de Uruguay y una institución independiente y autogestionada emblemática por su resistencia cultural que en 2012 cumplió 60 años de existencia. 

 

En 2004, Galeano apoyó la victoria de la alianza Frente Amplio y de Tabaré Vázquez. Escribe un artículo en el que menciona que la gente votó utilizando el sentido común. En 2005, Galeano, junto a intelectuales de izquierda como Tariq Ali y Adolfo Pérez Esquivel se unen al comité consultivo de la reciente cadena de televisión latinoamericana TeleSUR. En México colaboró para el periódico La Jornada.

En enero de 2006, se unió a figuras internacionales como Gabriel García MárquezMario BenedettiErnesto SabatoThiago de MelloCarlos MonsiváisPablo Armando FernándezJorge Enrique AdoumLuis Rafael SánchezMayra MonteroAna Lydia Vega y Pablo Milanés, en la demanda de soberanía para Puerto Rico. Además firmaron en la proclamación de independencia del país.

En febrero del año en curso 2007, Galeano superó una operación para el tratamiento del cáncer de pulmón. En noviembre de 2008, dijo sobre la victoria de Barack Obama:

La Casa Blanca será la casa de Obama pronto, pero esa Casa Blanca fue construida por "esclavos negros". Y me gustaría y espero que él nunca lo olvide.

En abril de 2009, el presidente venezolano Hugo Chávez entregó un ejemplar de Las venas abiertas de América Latina al presidente estadounidense Obama durante la quinta Cumbre de las Américas, celebrada en Puerto EspañaTrinidad y Tobago. El hecho provocó que se convirtiera en pocas horas en un éxito de ventas en internet.78

En mayo de 2009, en una entrevista declaró:

No sólo Estados Unidos, sino algunos países europeos han sembrado dictaduras por todo el mundo. Y se sienten como si fueran capaces de enseñar lo que es democracia.

Padecía cáncer de pulmón desde 2007, esto lo había obligado a reducir sus apariciones públicas, a pesar de lo cual siguió participando en diferentes eventos. Luego de estar internado una semana en el sanatorio 2 del CASMU a raíz de su enfermedad, falleció el 13 de abril de 2015 a las 8:20 (GMT-3), en su natal Montevideo.

 

En su libro, Las Venas Abiertas de América Latina, Galeano planteó que la pobreza, el sufrimiento y el 'subdesarrollo' de la mayoría de los latinoamericanos, no son un estado natural, sino creado por el saqueo económico e histórico comenzando con España y otros países de Europa, y luego por el Reino Unido y los Estados Unidos: "Nuestra riqueza ha generado siempre nuestra pobreza para alimentar la prosperidad de otros".

Según Galeano, vivimos en un mundo al revés. En su "Disculpen la Molestia," él escribió:

¿Quiénes son los justos, y quiénes los injustos? Si la justicia internacional de veras existe, ¿por qué nunca juzga a los poderosos? No van presos los autores de las más feroces carnicerías. ¿Será porque son ellos quienes tienen las llaves de las cárceles? . . . ¿Es justo un mundo que cada minuto destina 3 millones de dólares a los gastos militares, mientras cada minuto mueren 15 niños por hambre o enfermedad curable? ¿Contra quién se arma, hasta los dientes, la llamada comunidad internacional? ¿Contra la pobreza o contra los pobres?